NOTAS | DEDICATORIA | CREDITOS | LOS CANTARES | FOTOS | PORTADA | CÓMPRALO





En nombre de Panamá, dedico espiritualmente este proyecto al pueblo de Puerto Rico, especialmente, al brujo de Borinquen, el gran Ismael Rivera; al gran Tite Curet Alonso; y al gran Ray Barretto, representando a todos mis queridos amigos de brega y de argumento musical a través de estos 40 años.

Musicalmente, dedico este álbum a Cuba, por sus aportes originales al desarrollo de la propuesta musical urbana mundial y por el valor del noble pueblo cubano que ha sobrevivido al bloqueo imperialista y a la dictadura marxista sin perder su esencia solidaria, humor, amor y esperanza.